N.R.S.: 47-C251-0128
info@galvanlobo.com
983 371 267

¿ Que comemos? ¿que boca tenemos?

¿ Que comemos? ¿que boca tenemos?

Todos queremos tener una boca sana y para ello nos la cuidamos, cepillamos los dientes, utilizamos la seda dental etc., sabemos que hay que eliminar los restos de alimentos para que nuestros dientes y encías no enfermen. Tan importante o más que nuestros hábitos higiénicos, son nuestros los dietéticos.

Desde niños tenemos que procurar que nuestra dieta sea equilibrada  tanto para nuestro desarrollo general, como en particular de nuestros dientes y encías. La dieta influye en el estado de la boca en varios aspectos.

[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=RtYEGhFERJI&feature=endscreen[/youtube]

Composición

Los alimentos con hidratos de carbono, en especial azúcar, favorecen la acidificación de la saliva. En la boca hay una serie de bacterias que fermentan este azúcar bajando el pH de la saliva, lo cual contribuye a  la aparición de caries por desmineralización del esmalte, de igual forma la ingesta de alimentos ácidos como los cítricos y encurtidos de forma continuada, o de bebidas con un pH acido como el vino, los refrescos bicarbonatados, favorecen la disolución de los dientes por desmineralización.

 [youtube]http://www.youtube.com/watch?v=fq4xFguqHd4[/youtube]

Textura

La consistencia de los alimentos puede hacer que sean más o menos adherentes, cuanto mas pegajosos más restos crean, que se quedan adheridos a los dientes y más cuesta eliminarlos de la boca lo cual favorece que el pH se mantenga bajo mas tiempo, y que la saliva no sea capaz de mantener la boca limpia, lo cual va a  favorecer la aparición de caries y gingivitis.

 

Tiempo de permanencia

El tiempo que tardamos en comer, es decir, en ingerir y eliminar la comida de la boca es muy importante, si la ingesta se mantiene a lo largo del tiempo, lo que hacemos es aportar constantemente hidratos de carbono, el proceso de fermentación se mantiene en el  tiempo, el efecto neutralizador de la saliva disminuye y por lo tanto aumenta el riesgo de caries.

Frecuencia

Tan malo como comer despacio utilizando un largo periodo de tiempo , es comer muchas veces, ya que estos “picoteos “ hacen que cuando la boca este neutralizando el ph, existe un nuevo descenso y acumulo en los recovecos y espacios interdentales. Y mucho mas si comemos alimentos que son pegajosos y ricos en hidratos de carbono.

[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=uKnMDqTr_mk[/youtube]

Trucos para mantener una boca sana

Mantén una dieta equilibrada, vigilando los hidratos de carbono y el azúcar.

Vigila las comidas entre horas que no sean muy frecuentes y que sea una comida sana, fruta verduras sin azucares añadidos.

Enjuágate con agua después de cualquier ingesta incluido los cafés.

Utiliza caramelos o chicles con Xylitol.

Cepíllate los dientes con pasta fluorada al menos dos veces al día y utiliza seda o cepillos interdentales.

Acude regularmente a tu cita de revisión odontológica periódica cada 3, 4, 6 u 8 meses según tu estado de salud.