Seguramente, alguna vez habéis oído hablar a alguien sobre los problemas de encías, y os preguntaréis ¿me puede ocurrir a mi?

Sabemos que hay gente que no sabe si tiene las encías enfermas, porque lo desconoce, o porque la enfermedad no le ha provocado alteraciones visibles ni molestias que modifiquen sus hábitos diarios. Otras veces el paciente es consciente de que tiene un problema en la boca pero no va al dentista por miedo, por falta de tiempo o simplemente pereza. En cualquier caso la enfermedad de una forma callada pero constante va mermando su salud.

Lo más importante es poder prevenir, y la persona que mas veces y mas tiempo ve tu boca y por lo tanto el aspecto de tu encia eres TÚ. Empezaremos explicando cómo tiene que ser una encía sana para poder identificar posteriormente las que tienen el problema.

La encía forma parte del sistema de soporte del diente al hueso de los maxilares. Si está sana los dientes están firmemente sujetos, y podemos  masticar sin molestias cualquier tipo de alimento impidiendo que la comida se meta entre la encia  y el diente  pudiendo provocar infecciones y mal olor o halitosis

Una encia sana es aquella que se adapta a los dientes formando las papilas, tiene un color rosa claro, con aspecto punteado y, lo más importante, no sangra.

¿Están mis encías enfermas?

Si tienes alguno de estos síntomas es posible que necesites tratamiento para las encías enfermas:

  • Sangrado. Éste es un signo muy frecuente de las encías enfermas y puede producirse de forma espontánea, durante el cepillado de dientes o al masticar.
  • Halitosis, puede haber mal sabor u olor bucal.
  • Enrojecimiento de las encías.
  • Retracción de la encia, retirandose y exponiendo la raiz del diente pareciendo que estos son mas largos.
  • Cambio de posición de los dientes se separan o se inclinan y los dientes empiezan a moverse.
  • Sensibilidad dental e incluso dolor .

Para saber la solución a las encías enfermas es necesario saber la causa. Lo más frecuente es que el problema de las encías enfermas lo causen las bacterias, en la boca existen más de 300 tipos diferentes y muchas de ellas son potencialmente lesivas para la encía. Estas bacterias se depositan sobre la superficie de los dientes y en la zona de la encía constituyendo la placa bacteriana. Cuando ésta crece sobrepasando un nivel es capaz de producir lesiones en los tejidos periodontales.

Pero ¿os habéis preguntado alguna vez si alguien de vuestro entorno tiene o ha tenido periodontitis o, lo que es lo mismo piorrea?

La gravedad de las lesiones producidas depende de la susceptibilidad individual que es una característica genéticamente determinada.

Todo el mundo está expuesto a los gérmenes que habitan en la boca y que son imprescindibles para iniciar la digestión de los alimentos, por eso, el elemento fundamental para padecer enfermedad periodontal es la predisposición individual. Con frecuencia las personas que padecen periodontitis, sobre todo las formas más severas, encuentran problemas similares entre sus padres y/o hermanos, lo que habla del carácter hereditario.

 

 

 

2 comentarios de “¿Están mis encías enfermas?

  1. Rosa dice:

    buenas noches bueno hace 2 anos me operaron de la mandíbula superior y inferior pero e notado que la encilla e abajo tiene color cafe claro no se si es normal pero no tengo sangrado ni dolor

    • Kishan dice:

      Non ho capito bene, nella mailiconna del sabato, cosa mai sarebbero i tuoi …..ricci!!!????Scartati quelli di mare, che a casarsa credo ce ne sia poco, rimangono solo quei simpatici animaletti che si fanno schiacciare dalle automobili sulle strade di campagna, Sec, ma cosa cazzo c’entrano? :-)A meno che non siano i tuoi (o di pasolini) riccioli? Per la serie “la donna riccia non la voglio no”. :-)salud

Los comentarios están cerrados.